Síntomas, causas y factores de riesgo en esguinces de rodilla

junio 04, 2018

Síntomas, causas y factores de riesgo en esguinces de rodilla

Una lesión de rodilla común es el esguince de rodilla, que se produce cuando un ligamento en la rodilla se estira o rasga. El riesgo de esguince de rodilla es especialmente alto durante las actividades que implican flexión o torsión de la articulación, como en el fútbol.

Los ligamentos de la rodilla son bandas resistentes y flexibles de tejido blando, que rodean y atraviesan la articulación para conectar el fémur y la tibia. Esta interconexión es esencial para el equilibrio y la movilidad.

Un esguince de rodilla es diagnosticado y tratado en función del ligamento que ha sido afectado y la gravedad de la lesión.

anatomia rodilla y ligamentos

Síntomas, causas y factores de riesgo en esguinces de rodilla

Ligamentos de la rodilla que pueden ser dañados

Los cuatro ligamentos principales de la rodilla son:

  • Ligamento cruzado posterior (LCP)
  • Ligamento cruzado anterior (LCA)
  • Ligamento colateral intermedio (LCM)
  • Ligamento colateral lateral (LCL)

Clasificación del esguince de rodilla

Los esguinces de rodilla pueden variar en severidad, y generalmente se clasifican según la siguiente escala.

Grado I. Estos esguinces implican sólo una pequeña cantidad de estiramiento o desgaste de las fibras del ligamento. La persona puede experimentar leve hinchazón, dolor, o derrames, pero todavía puede poner peso sobre la pierna afectada. En promedio, los esguinces de grado I requieren la menor cantidad de tiempo para curarse

Grado II. Un grado de clasificación del esguince II significa que el ligamento lesionado se rasga parcialmente. Si se coloca peso sobre la pierna afectada, la rodilla puede sentirse inestable y dolorosa.

Grado III. La clasificación de esguince más grave, un esguince de grado III implica un desgarro completo de un ligamento. En algunos casos, el ligamento sepuede separar del hueso. La hinchazón y los derrames pueden ser severos y puede ser difícil o imposible poner peso sobre la pierna afectada.

Una persona que se tuerce una rodilla y continúa ejerciendo presión sobre ella, aumenta los riesgos de producir aún más daño a la articulación. Para minimizar el riesgo de más lesiones, si sospechas que tienes un esguince de rodilla debes utilizar la fórmula R.I.C.E. (descanso, hielo, compresión y elevación, por sus siglas en inglés) y buscar una evaluación médica.

Síntomas de esguince de rodilla

Los síntomas de esguinces de rodilla varían considerablemente dependiendo de grado (I, II o III). Mientras que todos los grados de esguinces de rodilla son propensos a provocar hinchazón y limitada movilidad, los esguinces más graves pueden provocar ruidos audibles en el momento de la lesión, sensación de inestabilidad, contusiones graves y mucho más.

Los síntomas comunes del esguince de rodilla incluyen:

  • Dolor. Las personas que han sufrido esguinces de rodilla experimentan diversos grados de dolor dependiendo de la gravedad de sus lesiones. El dolor de rodilla será sordo y pulsátil para esguinces leves y agudo y constante en el caso de los esguinces graves. Normalmente, el dolor disminuye cuando la rodilla está en reposo.
  • Hinchazón de la rodilla. Un esguince de rodilla suele acompañarse de hinchazón. La cantidad de inflamación presente variará en función de la gravedad del esguince, así como cuánto tiempo ha pasado desde que se produjo la lesión.
  • Limitación de la movilidad. Después de un esguince, la debilidad en el ligamento afectado y la hinchazón localizada puede limitar la movilidad del paciente.
  • Un sonido de estallido. Se puede escuchar un sonido de estallido en el momento en que se produce el esguince. Este sonido puede indicar que uno de los cuatro ligamentos principales de la rodilla fue rasgado en el momento de la lesión, lo que sugiere un esguince más grave de (grado III).
  • Incapacidad para soportar peso. La lesión en el ligamento y la inflamación de la rodilla que lo acompaña puede hacer difícil o imposible poder soportar peso.
  • Inestabilidad de la rodilla. Si una persona puede poner peso sobre la pierna afectada, se puede tener una sensación de inestabilidad en la rodilla al tratar de estar de pie, caminar o correr. La dirección en la que la rodilla falla puede ayudar a indicar qué ligamento ha sido lesionado. Por ejemplo, una lesión del LCL puede causar que la rodilla falle un poco hacia el interior de la pierna.
  • Contusión. Aunque sea posible con esguinces de cualquiera de los cuatro ligamentos principales en la rodilla, es más probable que se produzcan hematomas después de un esguince de LCA. La decoloración aparecerá en y alrededor de la parte delantera de la rótula.

Un esguince de rodilla, especialmente uno de menor grado, puede no presentar síntomas hasta después de unas horas o un día de descanso.

Los síntomas de esguinces de rodilla pueden ser similares a los síntomas de muchas otras lesiones de rodilla. Por ejemplo, un esguince de ligamento colateral lateral, un desgarro del menisco lateral y tendinitis de banda iliotibial producen dolor en la parte exterior de la rodilla. Además, los esguinces de rodilla pueden aparecer en combinación con otras lesiones de la articulación. Si se sospecha que se ha producido un esguince rodilla u otras lesiones, es recomendable dejar de participar en cualquier actividad que causa dolor en la rodilla hasta después de una evaluación médica.

Causas comunes de esguinces de rodilla

La rodilla es una de las articulaciones más fuertes del cuerpo, y es reforzado por algunos de los ligamentos más fuertes del mismo. Sin embargo, los ligamentos de la rodilla son susceptibles a lesiones, ya que a su vez interconectan los dos huesos de carga más largos en el cuerpo.

La mayoría de esguinces de rodilla se producen como resultado de:

  • Impacto directo sobre la rodilla de una fuerza exterior
  • Presión en la rodilla resultante de una fuerza de frenado brusco o cambio en la dirección
  • Hiperextensión de la articulación de la rodilla

Los esguinces de rodilla son comunes en las personas que participan en deportes de ritmo rápido, tales como fútbol, rugby, baloncesto o hockey. Por ejemplo, un jugador de fútbol podría producirse un esguince de una rodilla por un cambio súbito de dirección cuando tiene un pie plantado, o también cuando con el pie plantado otro jugador cae encima de su rodilla.

Factores de riesgo para sufrir un esguince de rodilla

Hay varios factores de riesgo que pueden aumentar la probabilidad de que ocurra un esguince. Estos factores incluyen:

  • Calzado inadecuado. Las zapatillas deben ser apropiadas para el deporte. Un calzado inadecuado puede poner más presión en la articulación de la rodilla.
  • Lesión previa. Si previamente se ha lesionado un ligamento de la rodilla aumenta la posibilidad de una nueva lesión.
  • Esfuerzo excesivo. El nivel de entrenamiento ha de aumentarse de forma gradual, de otra forma aumenta el riesgo de esguinces de rodilla y otras lesiones.
  • Deportes de contacto. Por ejemplo, practicar deportes como fútbol, rugby o baloncesto tiene un mayor riesgo de esguinces de rodilla.

La prevención de esguinces de rodilla requiere utilizar el equipo adecuado, fortalecimiento de la articulación de la rodilla y adherirse a un programa de entrenamiento adecuado en función al estado físico de cada uno.

 Si sufres un esquince de rodilla, una rodillera de frío y compresión te ayudará con el dolor y la inflamación, y a recuperarte más rápidamente.

rodillera frio compresion





Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.