Envíos gratuitos

Dolor en el talón del pie: causas y soluciones

agosto 16, 2017

Dolor en el talón del pie: causas y soluciones

¿La causa del dolor que tengo en el talón del pie puede ser Fascitis Plantar?

¿Experimentas dolor en el talón del pie que empeora por la mañana y hace que tengas dificultad para estar de pie todo el día? Si es así, no estás solo, puedes estar sufriendo una condición extremadamente común llamada Fascitis Plantar.

Mientras que hay una variedad de causas para el dolor en el talón del pie, la Fascitis Plantar es la causa número uno. La buena noticia es que hay un remedio sencillo, natural y no invasivo, como las plantillas para fascitis plantar y espolón calcáneo que te pueden ayudar a aliviar el dolor de una forma barata y sin problemas.

Empieza por definir los síntomas del dolor en el talón. No es lo mismo experimentar un disconfort súbito y puntual en uno de tus pies, que ignorar un dolor recurrente en los pies que te lleva molestando desde hace meses o años. El primer paso más importante, en el camino hacia la recuperación, es pensar sobre el historial de tus síntomas. Revisa la siguiente lista con diez puntos y haz una nota mental de los que se aplican a tu caso

  1. Parece que la parte más sensible de mi pie es el talón
  2. El talón me duele más cuando me levanto de la cama por la mañana
  3. Parece que el dolor de talón empeora cuando me levanto después de haber estado sentado por algún tiempo
  4. El dolor de mi talón parece que mejora después de unos minutos de pie o andando.
  5. Después de caminar o correr, uno o ambos talones me duelen mucho.
  6. El dolor del talón parece que se agrava después de las muchas horas que paso de pie en el trabajo.
  7. El dolor en el talón del pie me produce cojera
  8. Llevo experimentando este dolor, que aparece y desaparece, durante meses o años.
  9. Los pies me empezaron a dolor tras engordar y tener sobrepeso.
  10. Con la edad he experimentado episodios de dolor en el talón. 

Si has contestado afirmativamente a una o más de las preguntas anteriores, puede que tengas Fascitis Plantar.

Conoce la realidad sobre la Fascitis Plantar

La Fascitis Plantar es una condición progresiva que se concentra en el principal ligamento que abarca el talón, arco plantar y el área de la bola del pie, conocido como fascia plantar. El tejido que se estira de esto ligamento fuerte está diseñando para soportar tu peso y el apoyo en cada paso que das. La Fascitis Plantar ocurre cuando el ligamento está dañado, debido a uno o más factores, incluyendo:

  • Un andar irregular que causa que el peso se distribuya de forma irregular a lo largo de la planta de pie cuando caminas (pronación)
  • Aumento de peso que causa que el ligamento tenga que soportar demasiada presión.
  • Hábitos de ejercicio (caminar, correr, saltar...) que exponen al talón a presión sin periodos de descanso adecuados.
  • Condiciones de trabajo que requieren pasar largos periodos de tiempo de pie o levantar pesos de forma repetida.
  • Llevar calzado que no es de la talla adecuada o zapatos gastados
  • El proceso normal de envejecimiento que resulta en la pérdida de elasticidad del ligamento

Estos factores de estrés pueden resultar en pequeños desgarros que desarrollen Fascitis Plantar, los que conduce a provocar inflamación, causando dolor moderado o severo en el talón. Puede que tengas un dolor sordo, punzante o palpitaciones. También puedes desarrollar depósitos de calcio, llamados espolones calcáneos, en tu talón. Estas protuberancias pinchan el tejido almohadillado, blando y graso que ese encuentra en tu talón, causando el dolor crónico.

Si permanece sin tratarse. la Fascitis Plantar tiende a empeorar, haciendo que sea peligroso intentar ignorar los síntomas. Afortunadamente la mayoría de la gente se cura realizando tres sencillos pasos

Estás a tres pasos de aliviar el dolor de tu Fascitis Plantar

Mientras en los casos más severos puede ser necesario tratamientos más extremos como inyecciones de cortisona o cirugía, en la mayoría de las veces la Fascitis Plantar se puede resolver con métodos no invasivos. Practique las siguientes técnicas durante una semana y es probable que experimentes un alivio del dolor plantar:

Paso1: Descanso Paso 2: Frío Paso 3: Apoyo

 

Pasa parte del día sentado, aliviando la presión sobre tu fascia plantar del peso corporal. Aplica frío durante 20 minutos en el talón, dos o tres veces al día, para disminuir la inflamación. Apoya tu pide diariamente con una inserto ortótico para zapato, diseñado para quienes padecen de Fascitis Plantar.

Las plantillas Soul Insole están probadas clínicamente para aliviar y tratar los síntomas y causas del dolor en el talón del pie. El diseño patentando eleva y realinea la fascia plantar a su posición normal, permitiendo la resolución de los dolorosos espolones calcáneos. Las plantillas Soul Insolepara Fascitis Plantar aumentan el confort al estar de pie, caminar o correr, añadiendo una capa densa y amortiguadora a la almohadilla grasa del talón, que puede haberse vuelto fina y desgastada al soportar demasiada presión. Simultáneamente, estos insertos ortóticos únicos en su gama aplican acupresión terapéutica al hueso del talón, haciendo que el cuerpo incremente su capacidad natural de curación.

Las plantillas Soul Insole para Fascitis Plantar han sido probadas por atletas profesionales con excelentes resultados, haciendo que estas órtesis sean ideales para los usuarios más activos. La mayoría de las personas que prueban este producto experimentan un alivio del dolor en el talón del pie entre el primer y octavo día. La garantía de devolución del 100% del importe del producto, si no funcionan contigo, hace que sea una oferta sin ningún riesgo.





Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.